Beneficios del Aceite de Orégano

 El aceite de órgano es una excelente fuente de nutrientes, contiene vitaminas y minerales como vitamina C y A (en un gran porcentaje), vitamina E y complejo B, así como zinc, hierro, magnesio, potasio, calcio, cobre, niacina y manganeso.

El aceite de orégano está compuesto de carvacrol que ha resultado ser uno de los antisépticos más potentes que existen. Aún en cantidades muy pequeñas, rápidamente elimina una gran variedad de patógenos como bacterias, hongos, parásitos y virus; no dejándoles crear inmunidad como sucede con medicamentos farmacéuticos, además de eliminar posibles efectos secundarios y la posibilidad de crear mutaciones virulentas en bacterias y hongos.

- Mata a cualquier tipo de “germen”.


- Es estimulante del sistema inmunológico


- Es anti inflamatorio y analgésico. 


- Aplicado externamente, el aceite penetra los tejidos y brinda alivio, acelera la curación y reduce el dolor de golpes, esguinces y dolores de músculo, tendinitis y calambres.

 
- En uso interno es muy útil para la artritis.


- Es un poderoso fungicida, siendo muy útil en la candidiasis. 


- En uso externo es muy útil para los  hongos en las uñas y el pie de atleta. Es un potente antioxidante natural. 


- Protege a las células de daños ocasionados por radicales libres.


- Es anti parasitario: en uso interno es muy útil contra el Cryptosporidium, la giardia y demás parásitos resistentes. 


- En uso externo resulta útil para piojos y sarna.


- Es antibiótico: se ha probado en laboratorios y ha resultado ser igual de potente que los antibióticos farmacéuticos sin ninguno de los peligros asociados. 


- El aceite de orégano no afecta negativamente a nuestra "flora intestinal" sino todo lo contrario ya que al eliminar también las bacterias "malas" favorece la reproducción de las bacterias probióticas.


- Para los problemas dentales es muy efectivo aliviando los dolores

Usos del Aceite de Orégano


 - Útil contra el estafilococos, la salmonella, y la E. coli.


 - Combate el dolor, tiene un poder tan efectivo para aliviar el dolor que se le considera incluso mejor que muchos analgésicos de  farmacia y la aspirina.


 - Puede ayudar a tratar ciertas alergias produciendo cierto alivio.


 - Usado para tratar dolor de muelas, torceduras, etc.


 - Alivia los dolores de la artritis y ayuda en su tratamiento.


 - Añadido al jabón líquido es muy útil para tratar problemas de acné y espinillas, debido a su efecto antibiótico. 


 - Inhalado en vahos alivia el asma y congestiones severas. 


 - Para el mal aliento, problemas de encías, úlceras bucales, ampollas, etc.


 - Mezclado con el champú es útil contra los piojos.


 - Intoxicación alimentaria: el aceite de orégano es muy útil en estos casos, ya que además de estimular el sistema inmune es capaz de  eliminar cualquier bacteria patógena y nos proporciona una defensa perfecta contra las toxinas biológicas, después de comer ingiera de 3 a 5 gotas de aceite de orégano como prevención. Si algún síntoma se hace presente, ingiera 3 gotas cada hora hasta 10 horas o hasta que dicho síntoma desaparezca.


 - Resfriados, gripe y herpes.


 - Es un poderoso antídoto, capaz de neutralizar las mordeduras venenosas, es EXCELENTE de primer auxilio para mordeduras venenosas de todo tipo como abejas, serpientes y arañas. 


 - Parásitos, suele ser muy eficaz en la mayoría de los parásitos intestinales (amebas, lombrices, tenias, etc.) y especialmente en el caso de la Giardia lamblia. 


 - Helicobacter pylori: el orégano silvestre puede colaborar en su lucha ya que tiene un grandísimo efecto antimicrobiano. 


 - Para combatir los espasmos intestinales, colon irritable, distensión abdominal y flatulencias. 


 - Pié de atleta (hongos en los pies), eczemas, psoriasis, etc.  


 - Candidiasis,  el orégano tiene una actividad anti-cándida muy superior, por ejemplo, al ácido caprílico.

Contraindicaciones del aceite de orégano

 No tomar durante el embarazo

No utilizar vía interno solo, siempre diluido en aceite de oliva

Los niños menores de 1 año no deben consumirlo internamente, en ellos se puede utilizar diluido en aceite de oliva y frotándoselo en la planta de los pies.

El aceite esencial puro es demasiado potente para ingerirse o usarse sobre la piel, para su seguridad utilice el que está mezclado con aceite de oliva.

El Orégano Silvestre y sus Propiedades Curativas